Alto inmediato a la geoingeniería

Exigen 110 organizaciones y movimientos populares

Para difusión inmediata

4 de octubre de 2018

Boletín de prensa por Grupo ETC, Red Indígena Ambiental, Amigos de la Tierra Internacional, Vía Campesina, Climate Justice Alliance y BiofuelWatch.

¡No manipulen la Madre Tierra!

En un Manifiesto que se hizo público el día de hoy, 23 organizaciones internacionales, 6 “premios Nobel alternativos” y 87 organizaciones nacionales de cinco continentes, llaman a parar la experimentación y consideración de la geoingeniería climática. Entre los firmantes hay movimientos de pueblos indígenas y movimientos campesinos, así como redes de organizaciones ambientalistas y de justicia climática, entre otras. 

El Manifiesto se publica en la misma semana que el Panel Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático (IPCC por sus siglas en inglés) debate en su reunión en Corea del Sur un nuevo informe sobre cómo limitar el calentamiento global a no más de 1.5 grados Celsius. Muchos prevén que el informe de IPCC promoverá el uso de las tecnologías de geoingeniería, altamente controvertidas y no probadas.

La geoingeniería climática se refiere a una serie de propuestas tecnológicas a gran escala, mayoritariamente téoricas, que podrían tener impactos devastadores en el ambiente, los ecosistemas y las comunidades en muchas partes del mundo. Sus proponentes argumentan que podrían aliviar los síntomas del cambio climático, por ejemplo intentando bajar la temperatura global, a través de bloquear parte de los rayos solares, reflejar la luz solar de vuelta al espacio, o capturar dióxido de carbono de la atmósfera para almacenarlo en fondos geológicos terrestres o marinos. 

El concepto ha sido ampliamente promovido por un pequeño número de gobiernos, corporaciones y científicos de los países más poderosos y más climáticamente contaminantes, quienes en años recientes han incrementado la investigación en geoingeniería y el cabildeo para que ésta se considere como una respuesta al cambio climático. Más recientemente, grupos de científicos anunciaron la intención de hacer experimentos al aire libre, para probar si es posible la implementación de las tecnologías de geoingeniería.

Los firmantes del manifiesto cuestionan los supuestos beneficios de la geoingeniería y señalan que todas las tecnologías de geoingeniería  conllevan riesgos y que si se despliegan a gran escala, podrían incluso empeorar el cambio climático. Entre otras demandas, llaman a

·     Prohibir los experimentos en campo abierto y el despliegue de la geoingeniería

·     Alto a los experimentos propuestos a campo abierto, incluyendo el proyecto SCoPEx en Arizona, que pretende inyectar partículas de sulfato y otros materiales en la atmósfera para probar su eficacia en reflejar la luz del sol; el proyecto Ice911 en Alaska, que pretende diseminar millones de microburbujas de vidrio  sobre el hielo en el Ártico para reflejar la luz del sol y enlentecer el derretimiento de hielo; el Proyecto de Blanqueamiento de Nubes Marinas, que se planea llevar a cabo en California, en la bahía de Monterrey, que quiere inyectar agua salada en las nubes para hacerlas más blancas y reflejantes; los proyectos de la empresa Oceaneos para hacer fertilización oceánica en Chile y Perú. Todos los experimentos en Estados Unidos pretenden hacerse sobre territorios indígenas.

·     Alto a todos los proyectos a gran escala de captura y almacenamiento de carbono y captura directa de aire porque sirven para perpetuar las industrias de extracción de combustibles fósiles. Alto a todos los proyectos de bioenergía con captura y almacenamiento de carbono (BECCS por sus siglas en inglés) porque además de ser técnicamente inviables, tendrían graves impactos  en el uso de la tierra, la soberanía alimentaria, el ambiente y la biodiversidad.

·     Apoyo a la diversidad de alternativas de las organizaciones y movimientos populares para enfrentar el cambio climático, que están probadas, no son riesgosas, pero no están siendo consideradas en los informes y negociaciones de cambio climático.

 El movimiento internacional contra la geoingeniería se consolidó en 2010, cuando más de 35,000 personas de movimientos populares y de justicia climática se reunieron en la Conferencia Mundial de los Pueblos sobre Cambio Climático y Derechos de la Madre Tierra en Cochabamba, Bolivia, declararando allí su oposición a la geoingeniería. Allí se inició la campaña “No manipulen la Madre Tierra”.  En Septiembre 2018, en el marco de la semana “Solidaridad para las Soluciones”, dedicada a las propuestas de las organizaciones de base frente al cambio climático, una amplia alianza de organizaciones, entre ellas la Red Indígena Ambiental y la Alianza de Justicia Climática, se comprometieron a relanzar la campaña “No manipulen la Madre Tierra” con renovadas energías. Consideraron esto indispensable frente a la creciente presencia de la geoingeniería climática en las negociaciones y en ámbitos académicos, así como frente a las propuestas de realizar experimentos de campo abierto de las  tecnologías de geoingeniería.

Ha iniciado un nuevo movimiento para detener la geoingeniería y en solidaridad con las comunidades y organizaciones que resisten los experimentos de geoingeniería. 

###

Descargar el Manifiesto: Inglés, Castellano, Francés

Contacto de prensa:

Trudi Zundel, ETC Group, trudi@etcgroup.org , cel +1 (226) 979 0993 (inglés)

Verónica Villa, ETC Group, verónica@etcgroup.org ,cel +52 15 5432 4679 (castellano)

Climate Justice Alliance / Alianza de Justicia Climática:

Cynthia Mellon (United States), cynthia@climatejusticealliance.org

Indigenous Environmental Network / Red Ambiental Indígena:

Tom Goldtooth, ien@igc.org 

Tonatierra Nahuacalli, Embajada de Pueblos Indígenas: 

Tupac Enrique Acosta (Arizona, Estados Unidos), chantlaca@tonatierra.org

Amigos de la Tierra Internacional:

Dipti Bhatnagar (Mozambique), dipti@foei.org;

Sara Shaw (London), sara.shaw@foe.co.uk

La Via Campesina:

Paula Gioia (Alemania), paula.gioia@eurovia.org

Grupo ETC:

Silvia Ribeiro (Mexico), silvia@etcgroup.org; Neth Daño (Filipinas), neth@etcgroup.org

Biofuelwatch:

Rachel Smolker (Estados Unidos), rsmolker@riseup.net

 

Por más información:

www.geoengineeringmonitor.org

Informe: El gran fraude climático: argumentos contra la geoingeniería

Información sobre los experimentos de campo de geoingeniería:

·         Proyecto SCoPEx en Tucson, Arizona

·         Proyecto Ice911 en Alaska

·         Proyecto de Blanqueamiento de nubes marinas en Monterrey Bay, California

·         Proyecto de fertilización oceánica Oceaneos en Chile

 

Citas de los firmantes

Cynthia Mellon, Climate Justice Alliance“Algunos sectores industriales apoyan los proyectos de geoingeniería, porque parecen ofrecer una forma de enfrentar los síntomas del cambio climático sin tener que dejar los combustibles fósiles ni reducir las emisiones de carbono. La geoingeniería no hace nada para cambiar las causas del cambio clomático. Es parte de los empredimientos para hacer negocio con la crisis climática. Debemos trabajar enérgicamente para exponer los riesgos de estos proyectos y asegurar que no se implementen. La geoingeniería no lleva por un camino que falso, improductivo y peligroso. Por eso decimos ‘No manipulen la Madre Tierra’”.

 

Karin Nansen, Presidenta de Amigos de la Tierra Internacional

“La geoingeniería constituye una distracción peligrosa y arriesgada de las soluciones reales a la crisis del clima. Necesitamos una transformación completa de nuestros sistemas de energía, alimentarios y económicos. Pero los países ricos, las corporaciones trasnacionales y otros poderosos grupos de interés están desesperados por desviar nuestra atención del cambio del sistema y de las necesarias reducciones radicales de emisiones desde su fuente. Amigos de la Tierra Internacional rechaza la geoingeniería en gran escala porque es una tecnología no probada que puede llevar al acaparamiento de tierras y al saqueo de recursos de las comunidades locales.”

 

Tom BK Goldtooth, Director Ejecutivo, Red Ambiental Indígena

“Como pueblos indígenas estamos unidos en nuestra postura hacia todas las formas de geoingeniería. Como seres humanos, dependemos totalmente de mantener una relación respetuosa con el mundo natural. Todo lo que se hace en el mundo dominante tiene consecuencias de gran alcance que no podemos predecir. Ahora mismo enfrentamos muchas de  esas consecuencias por la explotación del mundo natural, que amenazan la existencia futura de  toda la vida sobre la Madre Tierra. Asegurar que el conocimiento ha avanzado de forma tan  completa que podemos predecir con certeza total que no habrá daños ni consecuencias de  nuestras acciones es categóricamente falso. Nuestras enseñanzas indígenas, formas de  subsistencia, espiritualidad, culturas y la guía de nuestros pueblos nos ha mantenido por milenios  y continuará haciéndolo por incontables generaciones futuras, pero solo si el mundo respeta las  leyes naturales de la creación y el Principio de Precaución.”

 

Tupac Enrique Acosta, Tonatierra Nahuacalli,

Embajada de los Pueblos Indígenas, (Arizona, Estados Unidos)

“Desde la perspectiva de los Pueblos Indígenas, los proyectos de geoingeniería que estamos viendo hoy, son una extensión histórica de la larga historia de invasiones de nuestros territorios y culturas, como las masacres de los búfalos en las Grandes Llanuras en el siglo XIX y la invasión de maíz transgénico a México en el marco del TLCAN en 1994. Los proyectos de geoingeniería se ajustan perfectamente a los intereses de los consorcios gubernamentales, financieros e industriales que han causado la devastación ecológica, el genocidio y el despojo territorial de nuestras naciones originales. Con los proyectos emblemáticos de geoingeniería de hoy, como SCoPEx en Tucson, vemos en el horizonte las velas de otra flotilla de invasiones como la Niña, la Pinta y la Santa María o el Mayflower. Esta vez es el cielo mismo que se está mercantilizando y comercializando. Nos solidarizamos y nos comprometemos con los protocolos de Cochabamba en defensa de la integridad territorial de la Madre Tierra y decimos NO a la geoingeniería. ¡Negamos nuestro consentimiento!”

 

Vandana Shiva, Navdanya, India

“La mentalidad mecánica, de dominio y control, se encuentra en la raíz de la crisis ecológica y del cambio climático. No puede ser el punto de partida para enfrentar el problema el clima mediante mayores manipulaciones, como la geoingeniería. Como Enistein nos advirtió, no podemos resolver un problema con el mismo esquema mental que lo creó. No podemos someter a nuestra Tierra, frágil, compleja y auto-­‐organizada, a más manipulaciones violentas. En la agricultura ecológica, que regresa la materia orgánica al suelo, tenemos un ejemplo de solución no violenta y verificada para enfriar al planeta al tiempo que producimos más y mejores alimentos.”

 

Silvia Ribeiro, Directora para América Latina, Grupo ETC

“Las propuestas de geoingeniería son una combinación altamente peligrosa: las tecnologías de remoción de dióxido de carbono no son económicamente viables, y a la escala requerida, tendrán impactos devastadores para el uso de la tierra y el medio ambiente, además de que  no servirán para aliviar el cambio climático. Si se opta por estas tecnologías destinadas al fracaso, los geoingenieros y los gobiernos más contaminantes sostendrán entonces que el manejo de la radiación solar es el único remedio para el cambio climático, un conjunto de propuestas altamente riesgosas con orígenes militares que pueden ser usadas con fines bélicos. Vemos que el gobierno de los EE. UU. el mayor responsable histórico por el cambio climático, está exactamente en ese camino con su combinación de negación del clima y promoción agresiva de la geoingeniería.”

 

Rachel Smolker, Co-Directora Biofuelwatch, Estados Unidos

“Sabemos que los impactos del cambio climático son terribles. Hay geoingenieros que afirman que los impactos del cambio climático serán peores que los de la geoingeniería. Pero cada uno de los remiendos tecnológicos del arsenal de geoingeniería solo empeorarán las cosas. La bioenergía con captura y almacenamiento de carbono (BECCS, por sus siglas en inglés) es un ejemplo: si fuera técnicamente viable, se requerirían cantidades tan grandes de biomasa que la tierra quedaría desprovista de bosques y la producción de alimentos se vería seriamente obstaculizada. Además, no es razonable pensar que las emisiones de carbono, provenientes de combustibles fósiles o bioenergía, puedan almacenarse de manera segura bajo tierra a largo plazo. Necesitamos soluciones probadas y verdaderas que incluyan la protección de los ecosistemas naturales y apoyar a las iniciativas de conservación comunitarias.”

 

Nnimmo Bassey, Health of Mother Earth (HOME) Foundation, Nigeria

“Es inaceptable que mientras nuestras naciones sufren los impactos brutales del cambio climático, las corporaciones planean colonizar el cielo mediante la geoingeniería, negando el calentamiento global y propiciando la inacción climática. El mundo debe destetarse de los combustibles fósiles, cortar las emisiones en el origen y no permitir ninguna manipulación del clima que pueda acumular mayores daños en África y otros territorios.”  

 

 

Please consider supporting ETC's unique research and advocacy with a tax-deductible donation. Donate here