Sacudiendo el barco: La expedición de J.Craig Venter para recolectar microbios, severamente cuestionada en Latinoamérica

Organizaciones de la sociedad civil y movimientos sociales que se reunirán en el Primer Foro Social de las Américas, en Quito, Ecuador, del 25 al 30 de julio 2004, protestan contra la expedición de J. Craig Venter, financiada por el gobierno de Estados Unidos, para recolectar y secuenciar diversidad microbiana de todo el mundo. Los microbios exóticos son materia prima para crear nuevas fuentes de energía e incluso nuevas formas de vida.

"La expedición de Venter en busca de microbios pone sobre la mesa serias cuestiones aún sin resolver en torno a la soberanía sobre los recursos genéticos y la privatización de éstos mediante su patentamiento.", afirma Silvia Ribeiro del Grupo ETC, quien participará en el Foro Social. "¿Se convertirán los microbios recolectados por Venter en materia prima para sus estudios sobre la creación de nuevas formas de vida? ¿Qué papel jugarán las formas de vida funcionales en la nanobiotecnología, donde los científicos están mezclando materia viva e inerte para crear máquinas dirigidas por humanos? El peor escenario es que esas nuevas formas de vida sirvan de plantillas para armas biológicas."

Desde su yate de 90 pies, el "Sorcerer II", Venter y su equipo de investigadores colectan muestras cada 200 millas.(1). Ya colectaron muestras en el mar y los suelos de Bermudas, México, Costa Rica, Panamá, Chile y en las famosas Islas Galápagos del Ecuador, entre otros sitios. El Sorcerer II salió de Galápagos en marzo hacia la Polinesia Francesa, y continuará circunnavegando el globo en ruta hacia el Pacífico Sur: Nueva Caledonia, Papúa Nueva Guinea, la gran barrera de arrecifes de Australia; cruzará el Océano Indico hacia Madagascar rodeando el Cabo de Buena Esperanza en Sudáfrica y después hacia el nacimiento del Río Amazonas. El viaje terminará con un crucero por el Caribe y de regreso hacia la costa este de Estados Unidos.

El famoso biólogo J. Craig Venter no es ajeno a la controversia. Venter es mejor conocido por el logro comercial de secuenciar el genoma humano en sólo tres años, por sus audaces patentes sobre secuencias de genes humanos y, más recientemente, por buscar construir una nueva forma de vida artificial en el laboratorio -algo que intentó y abandonó en 1999 debido al potencial abuso que se pudiera hacer para construir armas biologicas.(2) Desde 2002, con la luz verde de un panel de bioéticos, el Instituto para las Alternativas Energeticas Biológica (IBEA, por sus siglas en inglés) ha recibido más de 12 millones de dólares del programa "Genomes to Life" del Departamento de Energía de Estados Unidos para crear nuevas formas de vida en el laboratorio.(3) La meta de Venter es "diseñar la biología de las primeras especies creadas por el hombre" que él considera jugarán un papel muy importante en la bio remediación, la producción de químicos y nuevos fármacos.(4) El año pasado, Venter y el Premio Nobel Hamilton Smith ocuparon tan sólo 14 días para ensamblar un bacteriófago conocido, que consta de 5,386 pares base de ADN sintético, disponible comercialmente. El IBEA asegura que esa síntesis de ADN "no motiva preocupaciones éticas o de salud."(5)

AdjuntoTamaño
PDF icon Download File0 bytes

Please consider supporting ETC's unique research and advocacy with a tax-deductibe donation. Donate here